cine independiente

Cine independiente. Las mejores películas independientes de la historia

cine independiente

El cine independiente es algo indispensable para los auténticos cinéfilos. Lo es ahora y lo ha sido desde que los medios tecnológicos y económicos han permitido a los cineastas crear sus propias películas sin depender de los grandes estudios.

No hay una opinión completamente unánime acerca de cual fue la primera película independiente de la historia. Muchas voces se refieren a El pequeño fugitivo como el primer título de este tipo y, de hecho, grandes del cine de autor del siglo XX, como John Cassavettes o François Truffaut, la citan como una de sus referencias más importantes.

Aunque esa primera obra del cine independiente hoy en día está prácticamente olvidada, abrió la puerta para que muchas otras, dirigidas por autores hasta entonces desconocidos, triunfaran entre el público e influyeran en toda la industria.

Los dos directores anteriormente citados se pueden considerar unos pioneros en este sentido. Sin ellos, no habrían llegado muchos otros en las décadas posteriores y hoy no podríamos disfrutar de un tipo de cine que mantiene su esencia primera, que es la de aportar algo más que puro entretenimiento al espectador.

Si estás leyendo esto es porque te gusta el cine independiente o porque te gustaría aprender un poco más sobre este tipo de películas. Y, por este motivo, queremos reunir aquí las que consideramos las mejores películas de cine independiente de la historia. Una lista un poco ambiciosa y muy difícil porque siempre nos gustaría haber añadido una más, pero teníamos que parar en algún momento.

De todos modos, que esta lista sirva como base para todos los aficionados, tanto iniciados como por iniciar, y que disfrutes de ella tanto como de cada una de las películas que te vamos a proponer.

Las mejores películas de cine independiente que se han hecho jamás

Cuando se habla de cine independiente, hay que tener en cuenta que la mayoría de las veces se habla en términos económicos o empresariales. Es decir, son películas que se han realizado a través de la financiación personal o colectiva de alguno de los creadores y sus seguidores o que, incluso contando con algo más de capital, han sido realizadas huyendo de las presiones o intereses corporativos de las grandes productoras.

Tal vez haya aquí algún título que sorprenda, porque no es comúnmente considerado como film independiente. Pero nos vamos a intentar ceñir en lo máximo posible a esas dos premisas anteriores. ¡Allá van!

Cómo ser John Malkovich (Being John Malkovich)

cine independiente

Charlie Kaufman tenía un guion almacenado desde 1994 porque pensó que a nadie le interesaba otra historia sobre un hombre que se enamora de una mujer que no es su esposa. Sin embargo, después de algunos rechazos, le envía el guion a Francis Ford Coppola y éste a su vez se lo pasa a su yerno Spike Jonze. Jonze era famoso por dirigir videos de música y quería dar su salto a Holliwood. Así, en 1997, se metió de lleno en el proyecto de este film.

El principal problema era que ninguno conocía a John Malkovich y, aunque no estaba prevista su participación en la película, era un gran anzuelo que de verdad apareciera.

Contactado y convencido John Malkovich vía Ford Coppola, se puso en curso el rodaje con un presupuesto de 10 millones de dólares. El resto es historia. Aclamada por la crítica y repleta de premios y nominaciones, Kaufman y Jonze hicieron su entrada por la puerta grande formando un dúo que ha dado de qué hablar en más de una ocasión.

Aquí puedes leer el texto que escribimos en su día sobre Cómo ser John Malkovich.

Juno

cine independiente

Un interesante guion fue lo que sedujo a Jason Reitman para dirigir este proyecto y, a la vez, conseguir la ayuda de actores que conocía personalmente, como Jennifer Garner y Jason Bateman.

El presupuesto estaba bastante ajustado, ya que solo disponían de 6 millones de dólares, pero una producción bien medida y la actuación de dos actores por entonces muy prometedores, Ellen Page y Michael Cera, consiguieron que los 30 días de rodaje previstos se cumplieran de un modo eficaz.

Tanto fue así que la bonita historia de Juno rápidamente conquistó el corazón de miles de espectadores y hasta se convirtió en película de culto para muchos. Y, como colofón, decir que ese interesante guion escrito por Diablo Cody terminó llevándose el Oscar al Mejor Guion Original en la gala de 2008 de los Premios de la Academia.

American Beauty

cine independiente

En la década de los 90, Sam Mendes era conocido por sus logros en la dirección de obras musicales. Sin embargo, en 1999 llegó su debut en la pantalla grande y fue por todo lo alto, con una película que toca la fibra sensible explorando el lado más oscuro de una familia aparentemente normal.

Su guionista, Allan Ball, tenía tres proyectos en marcha, pero éste era su niño mimado. El presupuesto no pasó de los 15 millones de dólares, y el reparto reunió a actores de muchísima calidad, pero que, salvo Kevin Spacey, no habían alcanzado la cota de popularidad y prestigio que pueden tener hoy en día.

Ni que decir tiene ahora mismo recordar que American Beauty se alzó con 5 premios Oscar, entre ellos a Mejor Película, Mejor Guion, Mejor Dirección y Mejor Actor Principal. Y, aunque hayan pasado 20 años, muchas de sus escenas y situaciones siguen pareciendo tan actuales que, probablemente, terminen por convertirse en algo perenne.

Olvídate de mí (The Eternal Sunshine of the Spotless Mind)

cine independiente

De nuevo Kaufman apareciendo como artífice de una historia realmente original. Aunque su título en español no hace para nada justicia, al igual tampoco lo hizo la campaña con la que la anunciaban aquí, como una comedia de Jim Carrey.

Todo se remonta al año 1998, cuando Pierre Bismoth y Michel Gondry idean un proyecto artístico que consistía en enviar tarjetas a algunas personas informando que algún conocido lo había borrado de sus recuerdos. A pesar de que nunca se llevó a cabo, sí fue el principio de algo mucho más interesante, el guion de Charlie Kaufman llamado The Eternal Sunshine of the Spotless Mind (El eterno amanecer de la mente inmaculada).

El presupuesto estaba bastante ajustado, pero el resultado motivó la estatuilla dorada para Kaufman y una de las mejores interpretaciones vistas hasta la fecha de Jim Carrey, acompañado aquí de otros grandes actores como Kate Winslet, Elijah Wood o Mark Ruffalo. Sin duda, una de las mejores películas del cine independiente de lo que llevamos de siglo XX.

Aquí puedes leer el artículo que hicimos en su día sobre Olvídate de mí.

Annie Hall

cine independiente

Woody Allen ya era un tipo bastante conocido en los años setenta. Desde mediados de la década anterior, había ido haciéndose un nombre en los círculos de cómicos y en programas de televisión, muchas veces como guionista, y ahora ya escribía, dirigía e interpretaba sus propias películas.

Había una cosa que no era muy diferente ya por aquellos años, el poco aprecio mutuo que se tenía con el público y el cine más comercial realizado en Estados Unidos. Y es que Allen siempre fue más apreciado en los ambientes de la costa este y en Europa.

Alejándose un poco más de sus clásicas comedias de autor, Annie Hall es un golpe en la mesa de la creatividad y el talento de Woody Allen, que maravilló a propios y extraños llegando a ganar 4 grandes Oscar y, además, rechazando acudir a recogerlos en la ceremonia. Si esto último no es símbolo de cine independiente…

Movida del 76 (Dazed and Confused)

cine independiente

Uno de los directores que clásicamente han estado más vinculados al cine independiente y que han apostado por proyectos un poco diferentes ha sido Richard Linklater.

De hecho, desde hace ya bastante tiempo, a Linklater no solo se le considera un referente en la creación de películas independientes, sino que también tiene alguna película de culto en su haber, como Movida del 76.

Aunque ya hayan pasado unos cuantos años desde su estreno y más años todavía desde la época en la que se inspira, es de esas obras que siempre se ven con un cariño nostálgico y que, por desgracia, mucha gente desconoce. Totalmente recomendable para los amantes de este tipo de cine y para los curiosos por ver a unos jóvenes Ben Affleck y Matthew McConaughey antes de romper la barrera de la fama.

Échale un vistazo a lo que escribimos sobre Movida del 76 en su día.

Sexo, mentiras y cintas de vídeo

cine independiente

Probablemente, esta película es de las que más ha ayudado a la expansión y crédito del cine independiente. Su elaboración completa no llevó más que unas pocas semanas de trabajo y muchas dosis de esfuerzo y talento. Pero esto supuso un enorme reconocimiento, cuyo culmen fue la Palma de oro en el Festival de Cannes.

Por supuesto, también fue la cinta artífice de que Steven Soderbergh saltara a la fama, aunque está claro que algo ayudó la participación de dos actores más consagrados, como James Spader y Andie MacDowell, atraídos por un guion poco convencional y muy controvertido, al menos para la época.

Vista con ojos actuales, no ha envejecido del todo bien, y se pueden observar sus carencias. Pero está claro que una visión más justa, con la mentalidad de la industria ochentera y reconociendo todo lo que aportó al cine indie en los años posteriores, no la deja en tan mal lugar.

También hablamos de Sexo, mentiras y cintas de vídeo en su día en este blog.

Easy Rider

cine independiente

La década de los sesenta, llamada también década prodigiosa, fue germen de muchos movimientos, entre ellos el movimiento hippie. También hay que reconocer que no fue la mejor época para el cine hollywodiense, que veía como su estilo e industria se quedaban estancados ante el empuje de las vanguardias europeas desde los años cincuenta.

Eso no quitaba para que, de vez en cuando, surgiera algún título de cine independiente o algún creador un poco más rebelde, que para eso estaban los años sesenta. Y aquí tenemos a Dennis Hopper, en una de las estampas más sesenteras que se pueden recordar, a lomos de su moto junto a Peter Fonda, como símbolos de la contracultura.

Una película rebelde, hecha con prácticamente cuatro duros, que impactó mucho en su generación, consiguió recaudar un auténtico dineral y, además, le dio a Hopper el premio a Mejor director novel en Cannes.

Si quieres una crítica más completa, aquí puedes leer lo que escribimos de Easy Rider en su día.

Memento

cine independiente

Uno de los directores más influyentes del panorama cinematográfico actual es Christopher Nolan. Sus películas, además de contentar casi por igual a crítica especializada y público general, son el paradigma de las grandes producciones cinematográficas. Pero no siempre fue así.

De hecho, los primeros títulos de Nolan se acercan mucho más a lo que hoy entendemos como películas indie, sin que ello signifique que les falte atractivo ni calidad.

Memento no fue la primera de sus obras, pero sí que es una de las más recordadas. Cuando se estrenó, hubo mucha gente que se vio conquistada por la originalidad de su estructura y también fue una gran influencia para un gran número de cineastas en los años posteriores.

Aquí tienes la crítica de Memento que escribimos en su día.

Eraserhead

cine independiente

La historia de Eraserhead, también conocida en España como Cabeza borradora, puede parecer la típica de una película independiente. De hecho, aunque se estrenara en 1977, ya llevaba en intentos de producción desde unos años antes, pero la falta de financiación hizo que su director, David Lynch, la fuera retrasando.

No se puede decir que Eraserhead sea una película muy convencional. De hecho, puede parecer tan rara hoy como lo parecía hace cuarenta años. Pero esto no quita para que esté considerada como una auténtica obra de culto del cine independiente y ayudara a que Lynch dejara de tener esos problemas con el presupuesto de producción.

Os dejamos también aquí la crítica de Eraserhead.

Otras películas independientes que no nos caben, de momento

El indie no se queda aquí. Sería injusto dejar la cosa en diez, aunque creemos que éstas son, por decirlo de alguna manera, imprescindibles. Si tenéis curiosidad por descubrir más cine independiente, os dejamos aquí una pequeña lista ampliada que podéis utilizar. Es probable que pronto volvamos con más sugerencias y críticas, pero esto os puede servir como aperitivo hasta ese momento.

Sangre fácil, Terciopelo azul, Boyhood, Donnie Darko, Viernes 13, La vida de Brian, La noche de los muertos vivientes, Nightcrawler, Pulp Fiction, Reservoir Dogs, Réquiem por un sueño, Terminator, This is Spinal Tap, Sospechosos habituales.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Share This